20/3/13

Filizzola dijo que los más peligrosos son los de “guantes blancos”


Rafael Filizzola,  candidato a vicepresidente por la Alianza Paraguay Alegre, dijo que durante su gobierno caerán con todo el peso del estado y el rigor de la ley a quienes infrinjan las leyes y atormenten la seguridad de los paraguayos. Fue durante su alocución en el foro temático organizado por el Centro de Estudiantes del Colegio Cristo Rey (CECR 2013), en compañía de referentes importantes de las agrupaciones de Avanza País, Frente Guazú, Kuña Pyrenda y el Partido Patria Querida.
                    Rafael Filizzola,  candidato a vicepresidente por la Alianza Paraguay Alegre.
El segundo de la dupla aliancista, fustigó contra el problema, según él, más serio de todos en materia de seguridad, que es el narcotráfico, acotando que a los líderes de estas organizaciones clandestinas jamás verán tras barrotes durante gobiernos que sean cómplices de este flagelo.
“Dentro de la estructura del narcotráfico, no es el microtraficante quien constituye el eslabón más fuerte de la organización. Por encima de ellos, están personas que no verán en las cárceles, sino que las verán en las páginas sociales, presidiendo bancos, con lujosas propiedades, sabiendo que el narcotráfico mueve 500.000 millones de dólares al año en el mundo”, fustigó Rafael.
Continuó en la misma línea del discurso diciendo que son “los de guantes blancos” aquellos que causan más perjuicios para el país, comprometiéndose, siendo gobierno, a caer con todo el peso y rigor de la ley a los que no contribuyen a construir una sociedad más segura.
“Les van a ver siendo candidatos, algunos más descarados, siendo candidatos a presidente inclusive. Esos son los más peligrosos; no el sicario de la frontera, no el microtraficante de la esquina, sino los de guantes blancos, esos son los que crean más perjuicios a las familias, al Paraguay y al mundo. Y a ellos vamos a caer con todo el peso del estado y con todo el rigor de la ley, porque nosotros no tenemos complicidad con nadie”,
Filizzola concluyó enfatizando que las drogas no sólo constituyen un negocio ilícito que mueve 500.000 millones de dólares al año, sino que también son las encargadas de destruir vidas de generaciones enteras.
“Cuando hablamos de narcotráfico estamos hablando de jóvenes y de niños, que ya no van a tener un futuro porque cayeron en la adicción del crack. Y cayeron en eso probablemente porque perdieron a sus padres y madres, que tuvieron que migrar a otros lugares para encontrar trabajo, es decir, por culpa de familias que han sido destruidas por falta de oportunidades en el país”, aseveró el exministro del Interior.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada