19/6/12

FEPARA repudia violencia en Curuguaty


La Federación Paraguaya en la República Argentina (FEPARA) repudia enérgicamente la violencia que produjo la tragedia que tronchó la vida de los hermanos paraguayos en Curuguaty, en circunstancias que rodean a un allanamiento y desalojo ordenados judicialmente y llevado a cabo por fuerzas policiales, en resguardo de las tierras del conocido político, empresario y terrateniente Blas N. Riquelme. Según señala el comunicado

                                Comisión Directiva del FEPARA

Sin entrar en miramientos políticos ni consideraciones legales, que tal vez sustenten estos sucesos sangrientos, condenamos la falta absoluta de solidaridad de la clase privilegiada de los terratenientes con los paraguayos y campesinos sin tierra que viven como parias y se ven obligados a perder hasta la propia vida por ocupar una parcela de tierra, en este caso, de una estancia nada menos que de 2 mil hectáreas del señor Riquelme, como también de todas las clases políticas dirigenciales y empresariales que nos gobiernan.

Al estar las mismas al servicio de los intereses de la minoría acaparadora de todas las tierras productivas del país, la política se convirtió en un mero ejercicio de posicionamiento individual y el Estado en un instrumento legitimador del sistema de producción más inequitativo de América.

Veinte años de “transición democrática” aún sigue con la mayor deuda social, cual es, la justa distribución de los recursos naturales para posibilitar una vida digna a la gran familia paraguaya.

COMISIÓN DIRECTIVA

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada