25/6/12

Ex canciller criticó intentos de aislar al Paraguay


El ex canciller José Antonio Moreno Ruffinelli criticó las reacciones de los países vecinos acerca de la situación que vive el Paraguay, en lo tendiente a aislar al país, calificando esos intentos como "barbaridad jurídica".

                        José Antonio Moreno Ruffinelli. Fuente IP Paraguay.

Los más duros términos fueron vertidos por Rufinelli sobre la presidente argentina Cristina Fernández, de quien dijo que "siempre ha sido arrogante, pero ahora peca de ignorante, porque toma decisiones sin fundamento, calificando sin empaparse de la situación, como un golpe de estado lo que sucede en el Paraguay".

Dijo que lo que están haciendo de aplicarnos el Protocolo de Ushuia I, no el II, del Mercosur es una barbaridad jurídica. 

Expuso que el artículo 4º del Protocolo dice que el país afectado debe ser consultado y "no han hecho consulta alguna con el Paraguay, por lo  que no pueden tomar decisión alguna, cualquiera que tomen entre tres, no es válida, pues deben tomarse por consenso entre los cuatro países", adujo el ex titular de Exteriores.

"Lo que están haciendo es acumular errores que demuestra una ignorancia supina en esta materia. Es ignorancia y es cuestión ideológica. El primero que salió a desconocer lo actuado por el congreso paraguayo fue Chávez, luego Correa, Evo y Cristina, la misma línea bolivariana de siempre", afirmó.

Calificó como "poco feliZ" a la misión de cancilleres de Unasur que vino a Asunción previa a la destitución de Lugo. "Fue una injerencia directa en los asuntos internos paraguayos que no deben hacer. Lo más que podían haber hecho es informarse de lo que ocurría pero no emitir opiniones como lo hizo el canciller venezolano que dijo una serie de disparates al referirse a este proceso", opinó Ruffinelli.

Refirió que los brasileños han tomado una posición muy diferente. Marco Aurelio García, el asesor para asuntos internacionales de la presidenta Rouseff, que ya lo fue de Lula,, dijo que hay que esperar esta semana a que se decanten las cosas y luego tomar decisiones.

"Hay muchos intereses en juego, somos socios en emprendimientos como Itaipú, además de un comercio bilateral muy activo y beneficioso, sobre todo para ellos que nos venden entre US$ 2.500 o US$ 3.000 millones al año. Hay una serie de cuestiones que van a pesar definitivamente a la hora de tomar una decisión", dijo Ruffinelli refiriéndose al Brasil.

Ruffinelli se opuso categóricamente a la intención argentina de abonar su energía en pesos, cuando el tratado de Yacyretá establece que debe ser en dólares. "La contabilidad se lleva en dólares y el pago tiene que ser en dólares, no se puede aceptar otra cosa".

Por último, alegó que para que se solucione todo "deberán pasar unos días para que la situación vuelva a la normalidad. Ocurre que la posición que asumieron en el exterior fue muy fuerte y bajar de ella les va a costar un poco más pero tendrán que razonar y escuchar el consejo de asesores, no solo jurídicos sino políticos y rever esta situación, que es tomada de los cabellos, sobre todo por la presidenta argentina".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada