5/10/13

Escándalo en la fundación Nuevo Rumbo

Horacio Cartes aseguró que para “hablar con el presidente no hay que pagar” y que si su hijo está involucrado en la red que solicitaba dinero para logar entrevistas con el mandatario y lograr contratos con el Estado va a tener que desligarse de él. 


Un supuesto miembro de la fundación Nuevo Rumbo habría pedido 250.000 dólares a un empresario para obtener una audiencia con Horacio Cartes y en caso de que sea adjudicado con obras en aeropuertos. Fuente: e’a. Foto: Facebook oficial.

Para hablar con el presidente no hay que pagar nada”, dijo Cartes sobre los supuestos pedidos de dinero que realizaba la fundación Nuevo Rumbo a empresarios para agendar entrevistas con el mandatario y lograr contratos con el Estado.

Al ser interrogado sobre la presunta implicancia de su secretario Fernando Ojeda, el mandatario negó tal posibilidad, aunque no descartó del todo la existencia de la red, ya que dijo que si su hijo está involucrado va a tener que “despegarse” de él.

“No, él está conmigo, estoy seguro que no (por Fernando Ojeda), y si es mi hijo Juan Pablo Cartes, se va a tener que despegar de mi lado. Eso no voy a permitir. Si algo que tenemos que hacer es recuperar la credibilidad de la gente. Y eso no lo vamos a hacer con discursos ni con entrevistas, lo vamos a hacer con ejemplos diarios”, aseguró.

“Vos querés que va a estar a mi lado si no confío, es lo que le estoy diciendo. Muchas gracias”, dijo bruscamente para terminar la conversación.

El fiscal José dos Santos, quien está asignado para investigar el caso, confirmó a la radio 780 AM que existen correos electrónicos en los que un supuesto representante de la fundación Nuevo Rumbo, de nombre Andrés Yubi, solicita al empresario Juan Pablo Bareiro 50.000 dólares para conseguir una entrevista con Horacio Cartes y otros 200.000 dólares en caso de que resulte adjudicado para realizar obras de equipamiento de aeropuertos.

Por último, el presidente de la fundación Nuevo Rumbo, el excomisario Rogelio Cardozo, negó cualquier responsabilidad en este caso de la organización a su cargo, que solo se dedica a la atención odontológica, dijo. También aseguró que la ONG es apolítica y no tiene ninguna relación con el gobierno.


Sobre por qué eligieron el mismo eslogan del gobierno actual, Cardozo declaró a la 730 AM que “se da en relación a la posibilidad de corregir algunos errores que en el pasado y en el presente se estaban haciendo. Y el Paraguay necesita un nuevo rumbo, ya sea de cualquier signo político, el bienestar de las personas, el confort, el desarrollo, un nuevo Paraguay”. Uno de los miembros de la comisión directiva de esta fundación “odontológica” es el excomisario Arístides Cabral, jefe de seguridad de Horacio Cartes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada